Los Infernales hacen historia

Colombia los espera. Salta Basket superó a Platense y se adjudicó el último boleto para la Liga Sudamericana. Se trata de un logro histórico para el deporte de la provincia, el segundo título infernal en su corta historia.

Durante la semana el entrenador en jefe del Los Infernales, Esteban Gatti, había manifestado la posibilidad de “escribir una nueva historia”. Y así fue, en medio de un partidazo por la Súper Copa frente al Club Atlético Platense el conjunto salteño marcó otro hito en la reciente pero fructífera historia de Salta Basket que superó al conjunto calamar 83-77 y de esa forma consiguió el último boleto para jugar la Liga Sudamericana de Básquetbol 2019.

Fu el primer juego como equipo que tuvo el plantel dirigidos por Gatti en la nueva temporada. Debut que si bien tuvo algunos lanzamientos cortos entre otras acciones propias de estar en plena pretemporada, fue sin dudas de ensueños. De principio a fin, Salta tuvo prácticamente el control del partido.

De un elevado goleo, los primeros 10 minutos en el Ángel Sandrin, Estadio de Instituto de Córdoba, fueron para alquilar balcones. Rotación del balón, buen desarrollo de los sistemas ofensivos eran algunas de las pautas que comenzaba a exteriorizar el representante norteño que en las tablas cordobesas. El capítulo cerró por la mínima diferencia a favor de Salta.

En la segunda parte el calamar saltó al rectángulo dispuesto a tirar la chapa de campeón de la última Liga Argentina, y flamante ascendido a la máxima lo que le dio la posibilidad de jugar por el pasaje a la Sudamericana, para terminar quedándose con el cuarto por un simple, 23-22. La historia quedó igualdad en 48 y llegó el descanso largo.

En el penúltimo episodio de la noche Los Infernales también demostraron ser los campeones del Súper 4 en la pasada temporada, título que le valió la chance de jugar este partido. En ese lapso fue todo del equipo salteño: lanzamientos efectivos, transiciones ofensivas y defensivas casi a la perfección y un costado defensivo con la garra y el corazón que solo Los Infernales saben poner. Fue 22-12 para los salteños que de esa forma empezaban a marcar uno de los caminos más importantes en la historia del básquet salteño.

Con una buena diferencia de 10 puntos comenzó el último capítulo en el Sandrin. En Salta siguió la rotación con lo cual se destacó el funcionamiento colectivo por sobre el individual. Más allá que hubo performances de alto vuelo como la del salteño Emilio Sutkcy, el escolta Mateo Bolivar, los bases Bazani (U23) y el juvenil Nahuel Buchaillot, el Pitu Schoppler, el capitán Santiago González y la actuación del norteamericano Tyrone O´Garro, con dos volcadones de antología.

Fuente: FM profesional

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.