Graves incidentes en San Luis: hinchas agredieron a jugadores de Peñarol de San Juan

Fue durante el partido de las semifinales del Torneo Regional Federal Amateur. Los fanáticos de Sporting Club Victoria invadieron el campo de juego y golpearon a los futbolistas rivales.

Hace una semana atrás, en Perico, Jujuy, hinchas de Talleres agredieron con bombas de enstruendo y objetos contundentes al plantel de Central Nore en el cuentro que los cuervos ganaron por 3 a 1. Ahora la violencia se trasladó a San Luis, al partido entre Sporting Club Victori y Peñarol de San Juan, por las semifinales del Torneo Regional Federal Amateur, el cual debió ser suspendido a los 28 minutos del segundo tiempo luego de que los hinchas locales invadieran el campo de juego y agredieran a los futbolistas rivales.

El encuentro estaba empatado 0-0, luego de que en la ida los Bohemios se impusieran por 4-0. El clima era muy tenso. Ya en la previa se habían vivido situaciones de tensión: desde agresiones al micro del plantel de Peñarol de San Juan hasta bombas de estruendo en las inmediaciones del hotel, para no dejarlos dormir.

Y a la hora del partido, la situación superó todo lo imaginado. Ya a los 30 minutos del primer tiempo, el árbitro había tenido que parar el partido por unos minutos luego de que llovieran proyectiles tras la expulsión de Walter Quevedo de Sporting Victoria. La policía dio garantías y siguieron jugando.

A los 28 minutos del complemento, el público local volvió a entrar en escena: en medio de una pelea entre jugadores de ambos conjuntos, los hinchas primero tiraron bombas de estruendo y luego invadieron el campo de juego para atacar a sus rivales, que empezaron a escapar por arriba del alambrado.

Varios futbolistas e integrantes del cuerpo técnico sufrieron heridas. El que se llevó la peor parte fue el jugador Ernesto Ceballo, quien se descompensó y debió recibir asistencia.

“Estamos muy mal. Pudo haber sido una tragedia”, le dijo Cristian Bove, DT de Peñarol, a Tiempo de San Juan. El dirigente Mariano Perona completó: “No nos protegió la Policía ni el club local. Por suerte ya estamos todo bien. Vamos a esperar que todo se tranquilice para poder volver a San Juan”.

Fuente: El tribuno Salta

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.