Banda de encapuchados acecha a vecinos en el norte de la provincia.-

En medio del hermetismo, trascendió que detuvieron a cinco y luego liberaron a tres.En el último tiempo, la supuesta organización delictiva tendría en su haber al menos 5 asaltos.

Dos de los últimos hechos de violencia que sufrieron los vecinos del norte provincial ocurrieron la semana pasada en el barrio Balut y otro en un colectivo que estaba en el interior de una propiedad privada.

Unos dos meses atrás, una serie de sucesos delictivos con algunas similitudes, sobre todo en las características de los asaltantes y movilidad, provocaron el temor e indignación de los vecinos, quienes volvieron a cuestionar la enorme inseguridad con la que conviven a diario.

En septiembre, una mujer denunció que, mientras volvían a bordo de un remise desde Bermejo con destino a Orán, fueron atacados por al menos cuatro hombres encapuchados, en el mismo vehículo también viajaban un supuesto gendarme y la persona que acompañaba a la denunciante. En el transcurso del viaje el supuesto uniformado los invitó a pasar a su casa que estaba de pasada, sin embargo, al llegar a la intercepción de las calles Los Andes y Antonio Beruti un Fiat Siena a toda velocidad se detuvo y bajaron cuatro sujetos vestidos con camperones azules a la vez vociferaban ser policías, mientras tanto el “gendarme” ya no se encontraba. Según la denunciante, dos de los delincuentes, tenían armas de fuego, le robaron la cartera con un celular, ropa y 5.000 pesos. Al compañero de la denunciante, una campera. Subieron al auto y “desaparecieron”.

Otros dos episodios tuvieron lugar a fines de agosto. En el primero, el empleado de un frigorífico sufrió la sustracción de 234 mil pesos. De acuerdo a lo expresado por la víctima, el atracó ocurrió cuando se disponía a dejar el camión frigorífico a plena luz del día, cerca de las 16, y tras hacer el reparto de la mercadería. Al parecer los asaltantes sabían que el chofer debía entregar la recaudación, en inmediaciones del cementerio desde un Volkswagen Bora descendieron cuatro hombres, también encapuchados, “todos con armas de fuego”, según la víctima. Al cabo de escasos minutos uno de ellos le encestó un culatazo en el pecho al damnificado y le ordenó que le dijera dónde estaba el dinero. En la denuncia el empleado describió que el auto no tenía chapa patente y los vidrios estaban polarizados.

La banda de encapuchados volvió a actuar el mes pasado, esta vez sorprendiendo a una familia que seguía festejando haber ganado nada menos que 200 mil pesos en un bingo. En la descripción de los hechos, los integrantes de la familia apuntaron que los asaltantes ingresaron por la fuerza a su domicilio sabiendo que habían ganado un bingo, sin embargo se tuvieron que retirar sin una moneda. “Le dijimos que no teníamos la plata en casa, estaba en el banco”, fue cuando uno de los ladrones habría atacado al propietario de la casa con un culatazo. La preocupación sigue en aumento en el norte, al igual que la inseguridad.

Allanamientos y supuestas detenciones

Como consecuencia de los sistemáticos asaltos a cargo de una presunta banda de encapuchados, el miércoles la Brigada de Investigaciones allanó viviendas de los barrios Balut, San Juan y Caballitos. De las pesquisas trascendió de manera extraoficial que cinco personas fueron detenidas, de las cuales tres fueron liberadas luego.

Versiones encontradas indicaron por un lado que a raíz de los allanamientos los investigadores no pudieron secuestrar ninguno de los elementos que acreditara el encierro de los presuntos ladrones; mientras que, por otra parte, dijeron que efectivamente la Policía tiene en su poder pruebas importantes.

Grave denuncia

En una de las últimas denuncias, entre las más importantes, un hombre de 30 años señaló que mientras se encontraba en su casa junto a su esposa de 34 años, cuatro hombre armados ingresaron, los maniataron y luego los subieron en su camioneta, una Chevrolet color gris, y los trasladaron hasta el río. Allí los agredieron físicamente, regresaron a la vivienda ubicada en Pedro Ortiz de Zárate y pasaje Los Tarcos, desde donde los asaltantes se llevaron 10 mil pesos. En otro de los hechos, ocurrido la semana pasada, denunciaron que al menos cinco personas encapuchadas se llevaron bolsones de ropa desde un galpón, previo amenazar y encerrarlos en una habitación. Estaban armados y a bordo de dos motos y un auto.Fuente:(eltribuno).-

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.