General Martín Miguel de Güemes.-

Martín Miguel de Güemes nació en Salta el 8 de febrero de 1785. Estudió en Buenos Aires y a los 14 catorce años ingresó a la carrera militar. –

General Martin Miguel de Guemes, heroe salteño..-

 

Participó en la defensa de Buenos Aires durante las invasiones inglesas de 1806. En esas circunstancias fue protagonista de un hecho insólito, cuando comandando un pelotón de Húsares se adentró a caballo en el Río de la Plata y obligó a rendirse al navío británico ?Justine?, que había encallado frente al puerto de Buenos Aires.

Tras la Revolución de Mayo (1810) se incorporó al ejército patriota destinado al Alto Perú y formó parte de las tropas victoriosas en Suipacha, la primera victoria de la independencia del Alto Perú. Regresó a Buenos Aires y colaboró en el sitio de Montevideo.

En 1815 volvió definitivamente a Salta para ponerse al frente de la resistencia a los realistas, organizando al pueblo y militarizando la provincia. El 15 de mayo de 1815 fue electo Gobernador. En marzo del año siguiente Güemes era ascendido al grado de Coronel Mayor por Juan Martín de Pueyrredón, Director Supremo del Congreso de Tucumán, decisión que fue apoyada por José de San Martín y Manuel Belgrano, gracias a los valores militares del gaucho salteño.

En 1817, ante la inminencia de una invasión realista, Güemes organizó un verdadero ejército popular con el que logró recuperar Humahuaca y defendió la Ciudad de Salta.

En 1819, se produjo una nueva invasión realista en peores condiciones: Güemes ya no contaba con el apoyo del Director Supremo de las Provincias Unidas (José Rondeau) y la guerra, los campos arrasados y la interrupción del comercio con el Alto Perú habían dejado a la provincia en la miseria. Al mismo tiempo, las clases altas de Salta comenzaban a quitarle su apoyo.

En el año 1821 Güemes se encontraba atendiendo dos frentes militares: al norte, los españoles y al Sur, el gobernador de Tucumán que, aliado a los terratenientes salteños, lo hostigaba permanentemente. El Cabildo de Salta aprovechó la ocasión para deponer a Güemes de su cargo de gobernador. Pero a fines de mayo de ese mismo año Güemes irrumpió en la ciudad con sus gauchos y recuperó el poder, pero éste ya se encontraba debilitado, situación que aprovecharon los españoles y, una vez más, invadieron el territorio norteño.

El 7 de junio de 1821 una partida española entró por sorpresa en la ciudad de Salta y produjo una emboscada. Se cerraron todas las salidas y esquinas de la plaza y Güemes sólo pudo montar en su caballo y saltar por sobre dos pelotones enemigos, pero al cruzar el Tagarete del Tineo (actual Avenida Belgrano) recibió un balazo. Después de diez días de sufrimiento murió en la Cañada de la Horqueta rodeado de sus gauchos. Sus restos fueron sepultados en la capilla de El Chamical al día siguiente, pero el 14 de noviembre de 1822 se trasladaron a la antigua Iglesia Matriz (actuales calles Mitre y Caseros). Por fin, el 20 de noviembre de 1918 es sepultado en el Panteón de las Glorias del Norte, en la Catedral de Salta.

Gauchos y Cabildo
Fuente: salta diario.-

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.