Preocupado por la caída en la imagen de Macri, Durán Barba volvió a la Casa Rosada.

El consultor estrella del Presidente dio una entrevista durante la última semana en la que había negado los números que mostraban una caída de 10 puntos en la imagen de Macri. Además había generado polémica al declarar que una gran parte de la sociedad argentina quiere la pena de muerte. Encuentro cara a cara con Marcos Peña.

 

Jaime Durán Barba volvió al palacio de Gobierno ubicado en Balcarce 50 para almozar con el jefe de Gabinete Marcos Peña en medio de discrepancias en cuanto a la comunicación en el interior de Cambiemos. La preocupación gira en torno al caso Chocobar pero sobretodo a la caída en la imagen de Mauricio Macri.

Un día después del cumpleaños de Macri, Durán Barba llegó hasta la casa de Gobierno donde lo esperaba el ministro coordinador Marcos Peña para almorzar. Allí se habló del recibimiento a Chocobar, la declaración del asesor sobre la pena de muerte y otros temas de coyuntura como el decreto contra el nepotismo.

Durán Barba se había distanciado de la comunicación de la Rosada después de las legislativas, donde tuvo un papel más preponderante en Provincia junto a Federico Salvai que con los armadores nacionales, y se encontró con un panorama distinto al que afrontaba la alianza Cambiemos cuando tenía un fuerte capital político tras vencer a Cristina Kirchner en las elecciones de medio término.

Golpeado por la reforma previsional, el megadecreto que no pasará el Congreso, el escándalo Triaca y la nueva doctrina “Chocobar” en materia de seguridad, el asesor ecuatoriano buscó orientar a Peña para enderezar el barco de la comunicación para responder a una economía estancada y que no puede despegar.(P.A).-

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.