¿Quién era Nahuel, el joven asesinado supuestamente por la policía?

Sus amigos lo definieron como tranquilo y todos destacan su pasión por el fútbol.

NAHUEL SALVATIERRA. FOTOS APORTADAS POR SUS AMIGOS.-

 

Nahuel Salvatierra era fanático del fútbol y en el barrio Solidaridad se lo veía siempre vistiendo los colores del club de sus amores: River Plate.

Tenía 17 años cuando lo mataron de un tiro en un ojo en la noche de ayer y por su muerte hay dos policías imputados por el delito de homicidio por alevosía.

Vivía en el manzana 418 del barrio más grande la zona sudeste de la ciudad y jugaba en el equipo La Ranchada.

En el lugar donde lo mataron, sus amigos cuentan qué vieron, qué escucharon. Todos coinciden en que la policía lo mató. Lo definieron como “un chico tranquilo, muy amiguero” y nadie deja de mencionar su pasión por el fútbol: “jugaba de arquero en la liga del barrio”, lo recuerdan.

Mamerto, su papá, contó que era “un chico humilde pero muy educado” y que nunca tuvo problemas con él. “Le gustaba compartir y sólo le gustaba jugar al fútbol”, lamenta el hombre dentro de su casa, donde ya está todo listo para velar al menor.

Nahuel tenía 12 hermanos y, casualmente, uno de ellos integra las filas de la Policía Bonaerense. Es por eso que el padre dijo que siempre confió en la fuerza, hasta ayer. Ya no cree ni en la Justicia y dice que es una “cadena de acomodos”.

“Ayer me pidió 30 pesos para pagar la canchita y el fútbol”, dijo Mamerto a LA GACETA, mientras tanto en el Hospital San Bernardo continúa la autopsia para determinar detalles de cómo mataron a Nahuel.

El hombre, consternado y triste, dijo que a la tarde los vecinos se movilizarán dentro del barrio para reclamar justicia y luego harán lo mismo en el centro de la ciudad.

La casa de los Salvatierra está solo a cinco cuadras del Hospital Papa Francisco y a dos de la comisaría. Sin embargo, Nahuel no fue atendido en el hospital de la zona: tuvo que ser trasladado en código rojo al Hospital San Bernardo, donde finalmente falleció.

Según Mascarello, el caso del joven asesinado en Solidaridad fue “excepcional”

Con un sol rajante, calor y calles casi vacías, un cartel apareció colgado en una de las paredes del barrio con el nombre del equipo donde jugaba Nahuel. La colgaron sus amigos, quienes también pusieron una corona de flores que dice “La Ranchada”.(gaceta).

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.